El 21 de Agosto de 2007 empezamos un viaje para recorrer algunos países de Sudamérica: Brasil, Bolivia, Perú, Chile, Argentina y Uruguay. Hemos creado esta bitácora para ir anotando las cosas que pasan a espectadores como usté.
Habrá dos territorios separados: uno lleno de lo que Ana haya visto y el otro no.

Que lo sepas...

“Durante mucho tiempo estuve pensando que la vida, la vida de verdad, estaba aún por empezar. Pero siempre había un obstáculo en el camino, algo que debía solucionarse en primer lugar, algún asunto inacabado, ocupaciones, deudas por pagar. Finalmente me di cuenta de que todos esos obstáculos eran mi vida. Esta forma de ver las cosas me ha enseniado que no existe un camino hacia la felicidad. La felicidad es el camino. Así que valora cada momento que vivas y recuerda que el tiempo no espera por nadie. La felicidad es un viaje, no un destino." (Souza)

X (30/08/07) Río de Janeiro, BR

Río de Janeiro, Brasil
Hoy está lloviendo. Qué pena no poder lucir nuestros cuerpos ni en Copacabana ni en Ipanema...
Decidimos pasear por el centro de la ciudad, para lo que utilizamos el metro. Son sólo dos líneas, pero permiten llegar a todos los puntos de interés. La primera impresión es la de una ciudad enorme y muy gris. Tiene edificios muy bonitos de estilo colonial con balcones preciosos, pero todo muy mal cuidado. Una contaminación acústica y ambiental espantosa.

Al igual que en Salvador, Río me da sensación de inseguridad. Creo que más por lo que te advierten (la gente por la calle te dice que tengas cuidado con la cámara y con el bolso) que por el peligro real.
Durante el paseo fuimos encontrándonos varios centros culturales y pudimos disfrutar de varias exposiciones. La que más nos gustó fue una acerca del arte Inuit, del norte de Canadá. Nueve mujeres exponían sus obras, sobretodo grabados y litografías.
Como el albergue en el que estamos tiene cocina, nos podemos preparar nuestras cenitas y comer como si estuviéramos en casa.
-Ana-

4 comentarios:

césar dijo...

el hijo que nos dió nuestra adorada mamá nos salió incorformista, o emigrante quizá, o quizás intelectual o en fin, quizá turista; porque resulta que, nacido en un país de gritos iracundos, tuvo que abandonar y ahora vive en Brasil, se fue por esos mundos.
Saludos, nómadas.

Angel dijo...

eH...?

Jero dijo...

vaya hijos que nos dio Dios...

eva dijo...

Hermosos, nosotros también estamos disfrutando de vuestro tan ansiado viaje, mereció la pena!
México os echa mucho de menos...
Os queremos.
Evita y Mathew